Dos hermanos: uno se hizo musulmán, el otro se fue a la extrema derecha.

0
536

Dos hermanos: uno se hizo musulmán, el otro se fue a la extrema derecha.

Eran dos calaveras de Midlands. Ahora una serie de televisión analiza las vidas de Abdul y Lee.

Imagen: Abdul y Lee en el programa Extremely British Muslims del Canal 4.

Harriet Sherwood, corresponsal de asuntos religiosos.

El domingo pasado, día 19 de febrero, theguardian.com publicaba esta peculiar noticia sobre estos dos hermanos.

En su juventud, los hermanos Shaun y Lee hacían lo que para ellos era normal: “perderse” – bebidas, drogas, clubs, juegos de azar. Shaun dijo: “Ponle que nuestra casa era una fiesta eterna. Y yo era el anfitrión.”

Pero Shaun se convirtió en Abdul, un musulmán cuya vida está gobernada por su devoción a Allah y los mandamientos de su fe.

Mientras tanto, Lee viajó por el país para asistir a los mítines anti-musulmanes organizados por la Liga de Defensa Inglesa.

Los dos hermanos han tomado direcciones completamente opuestas. Aún así, Abdul dijo a The Observer: “Se que Lee me quiere, y yo le quiero a él.”

Una serie de tres partes del Canal 4, Extremely British Muslims, cuenta la historia de estos dos hermanos. Basada en la filmación de un año dentro y en los alrededores de la Mezquit a Central de Birmingham, una de las más grandes de Inglaterra, pretende según la productora de series Fozia Khan “mostrar la vida normal de los musulmanes por encima de los titulares negativos.”

Bella y Nayera siguen los protocolos del matrimonio musulmán en busca del amor, Waz y Nav luchan contra los estereotipos del joven musulmán en los medios, Zaidan se siente atrapado entre su pasión por la música de the Birmingham grime scene Y su deseo de tener un “propósito verdadero” y Sidrah quiere que la gente entienda que hay una persona detrás de su niqab.

Abdul se hizo musulmán hace 7 años. Dijo: “Nunca pensé que fuera mal chico, estaba expuesto a drogas y sustancias diversas pero nunca fui capaz violento.” Se encontró con el Islam e inmediatamente se sintió atraído por el sentido de la estructura y reglas que ahora gobiernan cada aspecto de su vida.

Dijo: “Pensé, ¡wow, esto es asombroso! También disfrutaba todo eso en mi vida y no quería dejarlo ir. Era un proceso lento y me llevó tres o cuatro años darme cuenta que estaba viviendo una mentira.” En la serie habla de “desviarse y errar” hasta que se volvió musulmán. “Me cambió la vida completamente. Le estaba dando la espalda a mi vida anterior.”

Lee estaba en shock por la decisión de su hermano, “Sabía que tenía algún secreto, pero pensé que era gay u otra cosa. No me esperaba esto. Si iba a ser religioso, me esperaba que fuera hacia el cristianismo, no ser musulmán. No era algo que esperaras de un hombre blanco.”

Lee ha participado en multitud de mítines de EDL. “Contra los musulmanes en general, la manera de la que tratan a las mujeres, la pedofilia, cosas como esas. Realmente no tenía mala idea de los musulmanes, era algo que hacía cuando estaba aburrido.”

Ambos hermanos crecieron en Dudley. Nueve meses después de su conversión al Islam, en el Día de Navidad del 2009, Abdul se mudó de su ciudad natal a Birmingham antes de irse a la ciudad. “Recuerdo ponerme mi jubba (vestido hasta los tobillos) y literalmente temblar antes de abrir mi puerta principal, y preguntarme lo que estaría pasando la gente. Los blancos me solían mirar fijamente, a veces con traición. Pero no me importa.”

Al poco tiempo Abdul conoció a Hina, una joven musulmana pakistaní, en Facebook. Transcurrida más o menos una semana se conocieron en persona y siete días después contrajeron matrimonio. Dijo: “Era un paso en la fe, de confianza en Dios. Para Abdul fue también una paternidad instantánea a sus 20 y pico años; Hina tenía dos hijos adolescentes y una hija de un matrimonio anterior. La relación de Abdul con los chicos y su insistencia en cumplir estrictamente los mandatos del Islam no ha sido fácil. La pareja tiene ahora otros dos hijos, Zahra de dos años y Muhammed.

En la serie, después del nacimiento de Muhammed, Abdul hace una barbacoa para celebrarlo e invita a miembros de la comunidad musulmana y a su hermano Lee. En una escena incómoda, en el jardín trasero, Lee observa cómo todos los hombres incluído Abdul, comen con las manos. Dice: “Es como si fueras hacia atrás.”

Después dice: “Para ser sincero, no diría que me sentía cómodo. Sólo lo hice por Shaun. Él ha elegido su camino, yo he elegido otro. Pero sigue siendo mi hermano. Echo de menos al Shaun con el que crecí.”

Hablando a the Observer Abdul dijo: “No estamos de acuerdo pero nos respetamos mutuamente. Aún me siento unido a él. La sangre es más espesa que el agua. Pero no sé si estoy engañado.”
Khan pasó seis meses persuadiendo y tranquilizando a los mayores de la Mezquita antes de empezar con las grabaciones. Dijo: “Teníamos que entablar una relación. Decían ‘confiamos en ti pero ¿cómo sabemos que no se cambiará el guión? Era un proyecto complicado. Pero pienso que hay un sentimiento de alivio al ver el resultado.”

Lee dijo que su decisión de participar en la serie fue “meramente por mi hermano”. Pero añadió que el proceso le hizo más tolerante con los musulmanes.

El motivo de Abdul era “querer que se oiga nuestra voz antes de que los demás se inventen noticias sobre nosotros.” Añadió: “Quiero que la gente empiece una conversación, romper el hielo, hablarnos. Incluso el skinhead blanco. Pero los británicos no preguntarán. Prefieren dejarlo seguir. Tenemos que comunicarnos y eliminar las barreras.”

– Extremely British Muslims empieza el jueves 2 de marzo a las 22:00 horas en Channel 4.

DEJA UNA RESPUESTA